Casas Amigas

Es un proyecto de acogida que ofrece atención y cuidados a niños y niñas menores de tres años de edad.
Está regido por personas cualificadas y/o con experiencia que trabajan en su propio domicilio, el cual tiene que estar en las apropiadas condiciones para recibir a los niños, proporcionando una atención personalizada a los mismos.
Se pretende que las casas amigas brinden a los pequeños un ambiente familiar de seguridad y garantía, con horarios flexibles y basado en un proyecto educativo integral.

Del mismo modo se pretende crear espacios de convivencia donde las familias y en especial sus miembros más desprotegidos, encuentran el apoyo y atención necesarios para su crecimiento y estructuración.
Casas Amigas dispone de una herramienta de trabajo que recoge una declaración de objetivos partiendo de la realidad en la que se ubica el servicio y de la concepción del niño/a como un ser lleno de potencialidades y capacidades. Nuestros principios pedagógicos orientan la tarea diaria al desarrollo integral del niño/a, teniendo en cuenta su momento evolutivo y mundo afectivo, así como también las normas, hábitos y valores que favorecen la formación de un ser con pensamiento crítico - reflexivo, fomentando así la creatividad, responsabilidad, comunicación y solidaridad.

Algunas de las ventajas son:
- Ambiente familiar
- Atención personalizada
- Grupos reducidos (máximo 4 niños/as, 5 como excepción)
- Flexibilidad de horarios
- Estabilidad y continuidad
- Disponibilidad
- Disminución del contagio de enfermedades
- Actividades educativas
- Calidad y garantía
Los requisitos que debe cumplir una casa amiga son:
La red de casas cumple los siguientes requisitos mínimos:
- Espacios amplios con iluminación, calefacción y ventilación directa.
- Espacios adaptados a las necesidades de alimentación y sueño así como a las diferentes actividades que se desarrollan.
- Espacios equipados con el mobiliario y elementos necesarios para comodidad de los niños/as y materiales adecuados para sus juegos y aprendizajes.
- Los hogares son objeto de inspecciones periódicas por parte del Departamento de Asuntos Sociales, Familia, Juventud y Deporte del Gobierno de Navarra, en las que se comprueba su idoneidad y cumplimiento de los requisitos para su puesta en marcha, recogidos en la Orden Foral 27/2006, de 7 de febrero que acreditan su fiabilidad y seguridad.


external image img_0567_jpg_20100909172213pamplona_2.jpg